La segunda versión de AAAEE la desarrollamos, con un concepto parecido a la anterior, en la edición de 2004 de la feria ARCO.
Fué otra oportunidad de hacer de la propia feria una obra de arte mediante la apropiación de una vista general de la misma.
El público asistente era elevado sobre el ‘nivel cero’ del comercio de la feria.
El arte se convierte, en AAAEE. de forma literal, física, en una experiencía elevadora. La propuesta es también una atracción de feria, un viaje.
La pieza convierte el espacio de la feria en un “Playtime” de un tono naranja marciano, en un paisaje coloreado que contrasta con la extrema nitidez de la percepción de los objetos y los acompañantes en el interior.